Lunes 08 de Mayo del 2017 - CABA

Se celebró en todo el país la Marcha Mundial por la Marihuana

Los y las usuarias de cannabis defendieron el autocultivo y esta vez, el eje estuvo puesto en el repudio a la persecución policial a los cultivadores.

Escuchar/Descargar el reporte de Corina Duarte, desde Radio Estación Sur

El sábado 6 de mayo, en más de 26 ciudades se celebró la marcha mundial por la marihuana. Esta vez la consigna fue “Basta de presos por cultivar”. Con una fuerte presencia en la marcha, adelante de la bandera, niños y niñas con problemas de salud que consumen el aceite cannábico eran acompañados por su familia.

Las organizaciones convocantes brindaron discursos que pidieron por la liberación de Lautaro Ferraro, preso desde marzo de este año por tener tres plantas para consumo personal y medicinal, repudiaron los beneficios a los represores, la violencia hacia las mujeres y llamaron a cultivar y no comprar marihuana porque “no somos narcotraficantes”.

En declaraciones a Radio Estación Sur durante la marcha, Diana Conti, diputada Nacional señaló la falta de avance en una legislación que contemple el derecho al autocultivo. “No hay voluntad polìtica de discutirlo, están en la vereda opuesta de este reclamo. En cada modificación de la ley de estupefacientes refuerzan la idea de penalizar el autocultivo. Son luchas que llevan mucho esfuerzo, no siempre los poderes públicos reconocen la soberanía popular”, manifestó la legisladora.

Sebastián Bassalo, director de la revista THC, revista especializada en estudiar y promover la cultura cannábica, se refirió a la criminalización de los consumidores y cultivadores:  “En una época dónde la legislación sobre marihuana medicinal está cambiando, lamentablemente la persecución a los usuarios de cannabis y a las personas que cultivan su propia marihuana para no financiar el narcotráfico, lejos de cesar está en aumento. En el año 2015 al 2016 aumentó un 30% la cantidad de pibes criminalizados por tener marihuana para su propio consumo o por autocultivarla. Esto no puede suceder más, esta marcha reclama por eso es esta marcha.”

Bassalo manifestó que es una manifestación de características federales: “más de 26 ciudades de argentina estan unidas bajo este mismo reclamo que es muy claro: basta de presos por cultivar, regulen el cannabis como ya lo están haciendo distintos países del mundo.”

Ruth, mamá de una niña que sufre epilepsia refractaria, contó que defiende el autocultivo porque “hace siete años que mi hija está con tratamiento de drogas y nunca logramos frenarle sus crisis. Gracias a que empece a cultivar y a darle el aceite, mi hija dejó de convulsionar y eso es lo más maravilloso que me pasó.”

Ver fotos de la actividad

 

Más Noticias