Miercoles 01 de Septiembre del 2021 - Nacionales

Reclamo en Radio Nacional por mejores salarios, fin de contratos precarios y mejores condiciones laborales

Desde este martes se reúnen en asambleas en las distintas emisoras de todo el país bajo la consigna “el sueldo no alcanza” argumentando que debido a los índices inflacionarios es un momento complicado para los trabajadores y trabajadoras. Foto: FATPREN.

Escuchar/Descargar la entrevista a Pablo Jiménez, secretario general de la Asociación de Prensa de Santa Fe, en el Informativo FARCO.

Trabajadores y trabajadoras de prensa de Radio Nacional llevan adelante un reclamo por aumento salarial, el fin de los contratos precarios a los que son sometidos los y las empleadas, y mejores condiciones de trabajo.

Desde este martes se reúnen en asambleas en las distintas emisoras de todo el país bajo la consigna “el sueldo no alcanza” argumentando que debido a los índices inflacionarios es un momento complicado para los trabajadores y trabajadoras.

En la radio hay un salario muy por debajo de lo que está fijado en la canasta básica del INDEC. Estamos hablando de más de 67 mil pesos de esa canasta básica y un trabajador de la radio pública no llega a ese monto”, afirmó Pablo Jiménez, secretario general de la Asociación de Prensa de Santa Fe, en diálogo con el Informativo FARCO.

Además, señaló que las condiciones edilicias de las radios en distintos puntos del país, como por ejemplo en La Rioja, están “muy deterioradas”.

También exigen “la regularización de todo el personal precarizado y sometido a lo laboral a través de contratos que claramente son ilegales”. Y agregó: “Esto lo venimos planteando hace muchos años, este tipo de contratos, hay todo un sector de cros y cras que no se ha regularizado esa situación”.

El secretario adjunto de la Federación Argentina de Trabajadores de Prensa (FATPREN) señaló que hay funcionarios en Radio y Televisión Argentina que vienen de la gestión anterior y que dificultan la comunicación con los y las trabajadoras y a “encontrar soluciones a los problemas, que son varios”.

Hay una política de escuchar en ciertos momentos algunas cosas y entras no directamente. Cerrar los números con el planteo presupuestario que ellos tienen y después no volver a abrir el diálogo cuando es absolutamente razonables los planteos que estamos haciendo”, remarcó.

Más Noticias