Viernes 16 de Abril del 2021 - Nacionales

Gobiernos de Tucumán y Santa Fe no descartan sumar restricciones si aumentan más los contagios

“Vamos a sostener las medidas que tomamos el 9 de abril para ir midiendo su impacto y continuar con el dictado de clases en forma presencial”, expresó el gobernador santafesino Omar Perotti. El mandatario de Tucumán, Juan Manzur, dijo que en la provincia seguirán monitoreando “cómo va la curva epidemiológica día a día para en caso que sea necesario avanzar con otras medidas”.

El Ministerio de Salud de la Nación informó 24.999 nuevos contagios y 383 fallecimientos por coronavirus en las últimas 24 horas y con esas cifras suman 58.925 los fallecidos y 2.629.156 los contagiados desde el inicio de la pandemia, según los datos aportados por la cartera sanitaria nacional que dirige Carla Vizzotti.

De los casos registrados este jueves, 12.891 fueron en la provincia de Buenos Aires; 2.843 en la Ciudad de Buenos Aires; 2.012 en Santa Fe; 1.605 en Córdoba; 1.050 en Mendoza; y 797 en Tucumán, entre las jurisdicciones con más casos.

En ese marco, gobernadores de las zonas más afectadas por la segunda ola del virus por el momento siguen con las medidas anunciadas el pasado miércoles 7 de abril por el presidente Alberto Fernández en la que restringió la circulación entre las 0 y las 6 de la mañana pero evalúan tomar nuevas restricciones si la situación epidemiológica empeora.

Este jueves, el mandatario de Santa Fe, Omar Perotti, se reunió con intendentes y presidentes comunales y con el Comité de Expertos provincial y tras el encuentro aseguró que “vamos a sostener las medidas que tomamos el 9 de abril para ir midiendo su impacto y continuar con el dictado de clases en forma presencial”.

Estamos teniendo un crecimiento rápido de utilización de camas en zonas donde en la primera ola no tuvimos. Ahí volvemos a un tema central: cómo disminuimos el ritmo de contagio. Todos sabemos la receta, es con menor movilidad, evitar las aglomeraciones, el uso correcto del barbijo, el distanciamiento, el agua y jabón y el alcohol; no hay secretos”, señaló.

Además, remarcó: “Tenemos por delante la instancia de resguardar el número de camas y eso conlleva a un cuidado en cada una de nuestras comunas y municipalidades. Del grado de responsabilidad que asuma cada uno es donde tendremos la posibilidad de mantener el mayor nivel de actividad con más horas. Caso contrario, donde se desborden estas situaciones tendremos que volver a tomar algunas medidas de restricciones horarias primero, y ojalá no, de actividades productivas”.

Perotti sostuvo que “el impacto depende de nosotros, de la actitud que tenga la población, de las acciones de persuasión, de convencimiento y de control que nosotros podamos estar haciendo. De aquí en más tenemos que tener una fuerte presencia en lo territorial para garantizar las instancias de control”.

Por su parte, el gobernador tucumano Juan Manzur, apoyó las medidas dispuestas este miércoles por el Estado nacional para el Área Metropolitana de Buenos Aires y dijo que en la provincia seguirán monitoreando “cómo va la curva epidemiológica día a día para en caso que sea necesario avanzar con otras medidas”.

Tenemos que privilegiar la salud y cuidar la salud. Para esto tenemos que reforzar los controles y las recomendaciones sanitarias”, agregó Manzur, que también remarcó que los encuentros sociales en espacios cerrados y sin protocolos de cuidado son “una fuente de transmisión del virus”. El mandatario provincial admitió que en Tucumán hubo “un incremento importante de los casos” pero remarcó que “hemos avanzado con la vacunación” contra el coronavirus. En ese sentido, contó que “Tucumán tiene una población objetivo a vacunar de 550 mil personas y ya vamos más de 200 pero no es suficiente. Hoy más que nunca nos tenemos que cuidar porque es el gran desafío”.

Antes del anuncio que hizo el Gobierno nacional el miércoles, el gobernador de Mendoza, Rodolfo Suárez, aseguró desde la ciudad de San Rafael, donde inauguró un nuevo sector del hospital Schestakow, que la situación epidemiológica de Argentina frente a la pandemia del coronavirus “es más grave que el año pasado” y consideró que las medidas para contener el avance de los contagios deberían adoptarse “de igual manera en todo el país”.

Estamos atravesando la segunda ola que es muy virulenta, en donde el crecimiento ha sido muy exponencial, no tanto en la zona sur de la provincia sino más que nada en el Gran Mendoza como en los grandes centros urbanos del país”, admitió en esa oportunidad.

Más Noticias