Viernes 27 de Julio del 2018 - Nacionales

Trabajadores de la tierra reclamaron políticas ante la crisis que atraviesan

Marcharon hasta el Ministerio de Agroindustria de la Nación y en distintas ciudades del país, contra el recorte y el desmantelamiento de las áreas del Estado dedicadas a llevar adelante políticas destinadas al fortalecimiento de la agricultura familiar. Cobertura FM Riachuelo y FM La Arriera

Organizaciones de pequeños productores marcharon hasta el Ministerio de Agroindustria contra las políticas del gobierno nacional. La jornada tuvo el propósito de exigir políticas que benefician al sector de la agricultura familiar, que fueron desfinanciadas por el gobierno en los últimos dos años.

“Ante la crisis, pequeños productores agrarios de todo el país exigimos políticas urgentes al gobierno nacional. Organizaciones representativas de pequeños productores, de la agricultura familiar campesino indígena de todo el país expresamos una vez más la crítica situación productiva, financiera y económica que atraviesan nuestras familias; alertamos sobre las dramáticas consecuencias que las políticas del gobierno nacional causan en nuestro sector; políticas que no nos garantizan las condiciones mínimas para seguir produciendo”, advirtieron en un documento que leyeron frente a la cartera conducida por el ex presidente de la Sociedad Rural Argentina, Luis Etchevehere.

Además de denunciar el desmantelamiento de áreas claves para el sector, repudiaron la decisión del gobierno de eliminar del Monotributo Social Agropecuario, lo que significa un recorte a los derechos básicos de los trabajadores de la tierra. “Al congelar el Monotributo Social Agropecuario y eliminarlo definitivamente, el Ministerio de Agroindustria fija la posibilidad de que el pequeño productor sea reconocido como un sujeto que invierte, produce y comercializa, y se le quita el derecho a gozar de la obra social y jubilación. Era la única herramienta de regularización del trabajo que el Estado tenía para el sector”, explicaron.

“Los conflictos de tierra, desalojos y situaciones de violencia contra las familias de agricultores y comunidades de nuestro sector continúan y en algunas zonas se han agravado; las medidas económicas y financieras que ha adoptado el gobierno vinculadas a la deuda externa, la devaluación del peso, el pago de exorbitantes tasas de interés que superan el 50 por ciento, el incremento de las tarifas y combustibles y la apertura indiscriminada de importaciones de productos agrícolas y alimentos impactan drásticamente en nuestras vidas y actividad” advirtieron, y señalaron que la dramática situación que atraviesan se traduce en contracción de deudas para adquirir insumos y seguir produciendo, y la imposibilidad de pagar a pesar de comenzar a malvender sus productos y la poca herramienta o infraestructura con la que cuentan. “Esta crítica situación se agrava con el paso de los meses y no encontramos reacción ni medida alguna del gobierno”, denunciaron.

A pesar de que muchas familias se vieron obligadas a abandonar la actividad o las tierras que arriendan y trabajan, los productores sostuvieron que su sector no es el único castigado por las políticas del gobierno: “todos estamos pagando los costos de que el Estado le esté asegurando ganancias extraordinarias al sistema financiero, a los grandes productores y compañías que invierten en el sector”.

– Escuchar/Descargar el documento – Parte 1

Entre sus reivindicaciones mencionaron: Una inmediata audiencia con el ministro de Agroindustria de la Nación para que de respuesta a los planteos; la continuidad indeterminada del Monotributo social Agropecuario de titulares adscriptos y la incorporación de nuevos titulares; urgente implementación de medidas que beneficien al sector; tarifas diferenciadas para la electricidad y gasoil; créditos blandos a tasas subsidiadas; subsidios a los insumos utilizados en la producción; implementación plena de la Ley de Emergencia Social; que el Estado garantice el derecho al uso propio y el orden publico en el régimen de semillas; la inmediata reglamentación de la Ley de reparación histórica de la agricultura familiar aprobada en diciembre del 2014, así también como la asignación presupuestaria acorde para todos los órganos de aplicación| y protección contemplados en la misma; el incremento del presupuesto de la Secretaría de Agricultura Familiar; y la reincorporación de las y los trabajadores despedidos injustificadamente del Ministerio de Agroindustria y SENASA.

– Escuchar/Descargar el documento – Parte 2

Más Noticias