Jueves 13 de Julio del 2017 - Vicente López

Represión y desalojo en Pepsico: “Esto es un conflicto laboral, nosotros queremos trabajar”

La policía bonaerense ejecutó el desalojo violento de los trabajadores que permanecían en la planta en defensa de sus puestos de trabajo. Finalmente, los obreros llegaron a un acuerdo con los policías, con la mediación de legisladores y referentes de derechos humanos, y se retiraron pacíficamente.

Escuchar/Descargar el reporte de Martín Bustamante, desde Frecuencia Zero

Los trabajadores y trabajadoras de Pepsico fueron desalojados de la planta de Vicente López, a través de un violento operativo  ejecutado por la Policía de la Provincia de Buenos Aires. Los obreros permanecían en la planta luego de que la empresa norteamericana anunciara su cierre y el traslado de la producción a Mar del Plata, dejando a 600 familias en la calle.

Tras el desalojo, Luis Medina, delegado de los trabajadores, contó a Frecuencia Zero que fueron brutalmente reprimidos “en medio de un barrio obrero, donde está lleno de vecinos y de chicos, a una cuadra de un colegio secundario y otro primario que tuvieron que ser evacuados por los gases lacrimógenos”.

El delegado que estaba adentro de la planta detalló la situación: “Adentro de la planta vinieron a reprimir, tuvimos que tomar la medida extrema de pararnos en la cornisa, con el peligro que eso implica para que no nos peguen ni nos lastimen. No tuvimos garantías, desde la calle nos llovían los gases lacrimógenos, las balas de goma”.

Si bien el pedido desalojo fue realizado por la empresa y avalado por el fiscal Gastón Larramendi, quién ordenó que se concretara fue la jueza de garantías Andrea Rodríguez Mentasty. El delegado cuestionó el accionar de la jueza y dijo que “es del pro, es la ex esposa de un diputado provincial del pro e íntima amiga de Gustavo Posse”.

Finalmente, los trabajadores llegaron a un acuerdo con la policía, a partir de la mediación de legisladores provinciales y nacionales, y se retiraron pacíficamente del lugar. “Nosotros vimos como reprimieron a los trabajadores en la calle, estabamos asustados. Exigimos que entre alguien para que no nos peguen y no nos lastimen como hicieron a los trabajadores que estaban afuera”, relató Medina.

El Ministerio de Trabajo todavía no dio respuestas a los 600 despedidos de Pepsico. Medina contó que seguirán “dando la pelea en la calle, queremos que alguien competente nos llame, ya sea el Ministro de Trabajo, Jorge Triaca o la gobernadora Vidal, alguien que este a la altura de la circunstancia para destrabar esta situación, queremos volver a trabajar en nuestra fábrica porque están las condiciones dadas para hacerlo”. 

- Escuchar/Descargar el móvil de Frecuencia Zero 

Más Noticias