Jueves 11 de Abril del 2019 - Neuquén

Neuquén: la explotación laboral es moneda corriente para las trabajadoras de casas particulares

A pesar del pequeño avance en años anteriores, siguen siendo precarizadas por sus empleadores e invisibilizadas por el Estado.

Escuchar/Descargar el reporte de FM Che, desde Junín de los Andes

El pasado 3 de abril fue para todo el país el “Día del Personal de Casas Particulares”, trabajo históricamente invisibilizado, mal remunerado y desregulado. A partir del 2009, desde el Ministerio de Trabajo se avanzó en la regulación de las trabajadoras domésticas, y en el 2013 se sancionó la Ley de Régimen Especial de Contrato de Trabajo para Trabajadoras de Casas Particulares. Sin embargo en la actualidad la mayoría de las personas que trabajan en tareas domésticas y de cuidado, en su mayoría mujeres, están en situación de explotación, cobrando por debajo del salario mínimo.

Este mes y a partir del 5 de abril las trabajadoras de casas particulares recibirán una recomposición salarial y en junio serán las próximas paritarias.

En dialogo con FM Che Comunitaria, de Junín de los Andes, Sandra Leiva, referente de las trabajadoras domésticas de la provincia del Neuquén, aclaró que esto no es un aumento sino una recomposición salarial de un 15 por ciento con retroactivo a marzo. “El aumento real se va a discutir nuevamente en las paritarias de mayo y junio”, comentó.

“Los números los pintan muy bonitos para el lado del empleador. Con 16 mil pesos que debería cobrar hoy una trabajadora doméstica, trabajando 8 horas de lunes a viernes, no le alcanza para pagar un alquiler, mandar a sus hijos al colegio, o tener acceso a la salud. Seguimos siendo un sector sometido, explotado, colonizado” expresó Leiva.

Ver también: Las trabajadoras de casas particulares consiguieron aumento y reafirman sus derechos laborales

El Estado es responsable de cada trabajadora doméstica no reconocida. Se trata no sólo de políticas de registración sino también de poner en crisis las ideas por el cual las y los empleadores no consideran el trabajo doméstico como un trabajo que merezca los mismos derechos que cualquier otra actividad. “Lamentablemente en nuestra provincia hay situaciones de compañeras que trabajan de lunes a viernes 8 horas y ganan 2 mil pesos“, repudió la trabajadora.

Más Noticias