Miercoles 16 de Agosto del 2017 - San Lorenzo

La policía golpeó brutalmente a dos jóvenes por "averiguación de antecedentes"

Tras la golpiza, la policía provincial los amenazó para que digan que se habían caído de la moto.

Escuchar/Descargar el reporte de Flavia Campeis, desde FM Poriajhú

En la localidad de San Lorenzo, Santa Fe, policías de la Unidad Regional XVII golpearon brutalmente a dos jóvenes y ahora pretenden simular que las heridas fueron porque cayeron de la moto.

Santiago y Franco, tienen 15 y 18 años, volvían a sus casas el sábado por la mañana, luego de comprar facturas, cuando fueron interceptados por un móvil policial en el centro de la ciudad. Debido a que el más chico de ellos era quien manejaba el vehículo, se asustaron porque les pedirían carnet de conducir y aceleraron la marcha. Fueron perseguidos durante varias cuadras, en el camino otro móvil los interceptó y les disparó, hasta que los chicos decidieron parar. Al descender de la moto, la policía los alcanzó y allí comenzó la golpiza.

En diálogo con FM Poriajhú, Mariel, la mamá de uno de los chicos relató que “ellos en todo momento le dijeron a la policía que no son delincuentes, que tenían la documentación de la moto, que tenían DNI, en ningún momento los escucharon y empezó la golpiza. Cuando los subieron al patrullero, también los golpearon y los amenazaron diciéndoles que tenían que decir que se cayeron de la moto”

En la Comisaría, la policía les dijo a los familiares de los jóvenes que los habían encontrado robando, algo que no era cierto, y tampoco contaban con antecedentes.Varias horas después fueron atendidos por un médico y liberados.

Mariel contó que “uno de los policías me dijo que los detuvieron por averiguación de antecedentes” y agregó: “Cuando pregunté por los golpes, el policía me respondió que pensó que eran delincuentes armados y que él se tenía que defender.

Las familias de los jóvenes realizaron la denuncia en Fiscalía y también en Asuntos Internos de la policía.

Este no es el primer caso de violencia institucional en San Lorenzo en manos de la policía de Santa Fe. El hecho más grave ocurrió en el año 2015, cuando un oficial de Puerto General San Martín, también dependiente de la Unidad Regional XVII de San Lorenzo, mató de un disparo en el pecho a Roberto Arrieta, un joven al que habían perseguido sin motivos cuando circulaba en su moto.

Más Noticias