Viernes 16 de Noviembre del 2018 - Formosa

La justicia federal mandó a la casa a dos represores de la dictadura

En la misma semana, el genocida formoseño Rufino Batalla condenado por el asesinato de Laura Carlotto, fue beneficiado con el 2 x 1 y Juan Carlos Camicha, otro represor formoseño, obtuvo la prisión domiciliaria.

Escuchar/Descargar el reporte de Guillermo Guillen, desde Radio La Nueva

El Tribunal Oral Federal de Formosa benefició con prisión domiciliaria al represor formoseño Juan Carlos Camicha, ex suboficial del Ejército, quien durante la represión militar prestaba servicios en el Regimiento de Infantería de Monte 29. Camicha fue condenado a la pena de 25 años de cárcel como coautor de los delitos de asociación ilícita, privación ilegítima de la libertad agravada en 74 hechos probados, tormentos agravados en 43 casos y tormento agravado seguido de muerte en 4 hechos.

El abogado del foro local y querellante en causas de lesa humanidad, Williams Dardo Caraballo explicó esta última decisión “modificaron la modalidad de cumplimiento de la pena de Camicha que estaba con prisión efectiva en la Unidad 34 que funciona en Campo de Mayo, y a partir de ahora está en prisión domiciliaria”.

El abogado dijo que es una “mala noticia”. “Para nosotros es muy doloroso. Argumentan que tiene que someterse a un tratamiento oncológico pero no hay diagnostico ni se pudo hacer una junta médica”, completó.

En la misma semana, la justicia benefició con el 2×1 al represor formoseño Rufino Batalla, quién había sido condenado el 24 de octubre de 2014 por 55 casos de secuestros, 71 de torturas y por la participación en los homicidios de Laura Carlotto y Olga Noemí Casado.

Fue beneficiado con el sistema de cómputos de una ley que está derogada. Han encontrado rebuscadamente esta ley que ya estaba muerta y la aplicaron a favor de un condenado” repudió Caraballo.

En ambos casos organizaciones en la lucha por los derechos humanos apelarán la decisión de la justicia.

Más Noticias