Lunes 09 de Abril del 2018 - Florencio Varela

Estudiantes de la UNAJ denuncian el ajuste de Cambiemos

Desde el centro de estudiantes señalaron el ajuste presupuestario para la universidad, que se traduce en una planta docente reducida a la mitad y aulas superpobladas, entre otras consecuencias.

Escuchar/Descargar el reporte de Pablo Martínez, desde Radio Ahijuna

El Centro de Estudiantes de la Universidad Nacional Arturo Jauretche (UNAJ) viene denunciando el ajuste presupuestario para esa casa de estudios.

Antonio Aguirre, integrante del Centro, comentó a Radio Ahijuna que “tuvimos un comienzo agitado en relación al contexto económico que estamos pasando todos los argentinos. Todo se ajustó el doble, haciendo dificultoso pagar el transporte para llegar a la universidad, los apuntes, las viandas”.

A su vez, denunció que la planta docente para trabajar con los 7.000 ingresantes de este año, se redujo a la mitad. “El plantel docente, que tiene que servir para todos los chicos del instituto de sociales, no llega ni al 50 % en relación de lo que tendría que ser en realidad. Es decir, hay menos de la mitad de la planta que se necesitaría. Eso se ve reflejado, en aulas cada vez mas numerosas“, explicó.

La Universidad inició actividades en el 2011. En esa oportunidad se dijo que “era parte de una verdadera política indirecta de seguridad, porque la educación es lo que realmente asegura igualdad de oportunidades a todos”. Una de las particularidades es que más del 80% de los alumnos y alumnas que concurren son primera generación universitaria en su familia. La Universidad llegó a 9200 ingresantes en 2015, y desde entonces, la cifra empezó a mermar.

El pasado viernes los estudiantes además comenzaron a postear en la red social Facebook aulas repletas con alumnos sentados en los pasillos. Aguirre dijo que “no hay que naturalizar la situación”. “Estas universidades vienen a cumplir un rol importante en la región, y hay que cuidarlas y defenderlas”, manifestó el estudiante y destacó el esfuerzo de los docentes, que el año pasado llegaron a estar cinco meses sin cobrar.

 

Más Noticias