Martes 28 de Agosto del 2018 - Entre Ríos

El rector de la UNER aseguró que el desfasaje de 40 millones de pesos no se puede sostener

El rector Andres Sabella aseguró que el presupuesto para la UNER tiene un desfaje que la obligan a reorientar partidas, aunque es una situación que no se puede sostener más allá de 2018. Además explicó también cómo la política del gobierno nacional obliga a muchos estudiantes a dejar la universidad.

Escuchar/Descargar la entrevista a Andres Sabella

Andrés Sabella, rector de la Universidad Nacional de Entre Ríos (UNER), expuso sobre el presupuesto de la universidad junto al secretario económico de la UNER, Juan Manuel Arbelo en la Facultad de Ciencias Económicas. Allí aseguraron que hay un retraso en las partidas nacionales de casi tres meses, que hay sospechas que se quiera recortar noviembre y diciembre, y que la UNER tiene ahorros para un normal funcionamiento hasta fin de año, aunque frenando la inversión en obras y expansión de carreras en municipios donde no hay universidad.

En diálogo con Radio Barriletes, Sabella anunció que «estamos hablando de un desfasaje de 40 millones, lo que es muy significativo ya que nuestro gasto de funcionamiento es de 102 millones en el año”. Según explicó en la UNER están “reorientando partidas del 2018 y tomando parte de los ahorros que la universidad tiene de años anteriores” pero aseguró que es “una situación que no se puede sostener en el futuro”.

Mientras se desarrollaba la exposición en la tarde de ayer, una asamblea interfacultades cortaba las calle para decidir marchar a casa de gobierno provincial el próximo jueves 30 de agosto. Cabe mencionar, que de las nueve facultades de la UNER, Trabajo Social y Educación (ambas de Paraná), están tomadas por los estudiantes desde hace unos días.

Sabella explicó también cómo la política del gobierno nacional obliga a muchos estudiantes a dejar la universidad: «La UNER se caracteriza por tener un alto porcentaje de alumnos que son primera generación universitaria en sus familias, y por tener un alto porcentaje de estudiantes del interior, a quiénes se les está haciendo muy dificultoso poder seguir con sus estudios. Cuando se generan crisis de cierta de envergadura, la universidad pública pierde alumnos producto de esta situación».

Más Noticias