Lunes 22 de Mayo del 2017 - Mendoza

Caso Próvolo: "Un plan sistemático de abuso"

La causa por los abusos de niños hipoacúsicos en el Instituto Próvolo de Mendoza, tiene en la actualidad seis detenidos. Desde la querella remarcan que los niños primero eran maltratados y torturados para medir su vulnerabilidad y luego abusados.

Escuchar/Descargar el reporte de Radio La Mosquitera, desde Mendoza

La causa por los abusos de niños en el Instituto Próvolo tiene como principales acusados al cura Nicolás Corradi, que a principios de año obtuvo el beneficio de la prisión domiciliaria, José Luis Ojeda, Horacio Corbacho, Jorge Bordón y Armando Gómez, todos acusados de abuso sexual agravado y corrupción de menores.

Recientemente, fue detenida la monja de origen japonés, Kosaka Kumiko. En diálogo con Radio La Mosquitera, el abogado Juan Dantiacq, integrante de la Secretaría de Litigio Estratégico de la Asociación para la Promoción y Protección de los Derechos Humanos, Xumex, contó que “la causa principal es la que tiene a los cinco detenidos por abuso sexual, la monja Kumiko está en una causa paralela por golpes, maltratos, torturas.”

“Todos los niños pasaron por una primera etapa en la que sufrieron golpes, trabajo extremo y torturas y con eso medían la vulnerabilidad de los chicos, para luego abusar de ellos; por eso consideramos que fue un plan sistemático de abuso que data desde hace 45 años, con el antecedente de Corradi en Verona”, agregó el abogado.

Dantiacq expresó que “es un caso que repercute en el mundo justamente porque ya había antecedentes y nadie evitó que se reiterarán. Desde Xumex, además de llevar la causa penal, buscamos que esto no se repita por eso insistimos en investigar las omisiones, tanto de las personas laicas que podrían haber tenido conocimiento, del arzobispado como de la Dirección General de Escuelas, que tenía personas destinadas para la supervisión de la educación de los chicos”.

El abogado contó que desde la querella han puesto limitaciones para que pueda intervenir la Iglesia en la causa: “La Iglesia solicitó cosas muy puntuales como acceder al expediente, ingresar al instituto Próvolo y ver a los curas detenidos. Nos parece que en el instituto hay pruebas todavía, por lo que no nos parece que tengan que ingresar y tampoco que puedan acceder al expediente porque hay víctimas menores, si quieren pueden hacer una investigación interna o administrativa, pero sin entorpecer la investigación penal.”

Ir a la nota completa

Más Noticias