Martes 11 de Julio del 2017 - Viedma

Caso Lucas Muñoz: "Creemos que están involucrados los grandes de la policía rionegrina"

A un año de la desaparición y asesinato del joven policía Lucas Muñoz, marcharon para pedir justicia al gobernador, al ministro de seguridad y al poder judicial, a quiénes apuntan como responsables del crimen. El viernes habrá una nueva movilización en Bariloche.

El próximo viernes se cumple un año del día en que el joven policía Lucas Muñoz fue visto por última vez, cuando se dirigía a la comisaría 42° de Bariloche donde trabajaba. Su cuerpo fue hallado sin vida el 10 de agosto, 26 días después, en un descampado en las afueras de la ciudad. Desde el principio las sospechas recayeron sobre los compañeros del policía, que en todo momento entorpecieron la investigación.

El fiscal reunió pruebas que demuestran que los policías adulteraron el libro diario de la comisaría para eliminar evidencias que podrían indicar que Lucas no desapareció cuando iba a su trabajo sino que se lo llevaron de la propia comisaría. Además, otro oficial compró un chip de teléfono a nombre de Lucas en una localidad a más de 500 km al otro día de su desaparición y otros dos ingresaron ilegalmente en la pieza que alquilaba, de la cual presuntamente se llevaron una computadora.

Pese a todas estas evidencias, a un año del crimen del joven, no hay ningún detenido y la causa no ha avanzado significativamente. Por esto, su familia realizó ayer en la ciudad de Viedma una marcha al Ministerio de Seguridad, la Jefatura de Policía, Casa de Gobierno y el Poder Judicial. Susana Chazarreta, tía de Lucas dijo a Radio Encuentro que “la justicia tiene que venir del Ministerio de Seguridad, del gobernador, del poder judicial, que son los responsables de lo que pasó con Lucas. No queremos que quede un crimen más sin justicia verdadera. Los que nos tienen que dar la verdad son el gobernador y el Ministro de Seguridad, porque Lucas era un oficial de la Policía de Río Negro, que iba a trabajar y desapareció, estuvo 26 días con vida y nadie tomó la responsabilidad de encontrarlo con vida”.

“Acá no hay fuentes de trabajo, la juventud hoy en día tiene que ir a parar a la Policía de Río Negro. Creemos que Lucas algo había visto, algo sabía y están involucrado los grandes de la policía de Río Negro, gente corrupta”, agregó .

El viernes, día exacto en que se cumple un año de su desaparición y asesinato, se realizará una nueva movilización en la localidad de Bariloche.

Más Noticias